Los bombardeos en Raqqa vistos desde Francia

Un bombardeo en las cercanías de una escuela en Raqqa mató ayer 12 civiles, entre ellos 5 niños. Algunos datos de este lado del mostrador.

Una búsqueda en Twitter por “enfants raqqa” muestra cuánto impactó la noticia en el mundo francófono: poquísimo.

Ayer de noche Le Figaro publicó una breve nota donde se deja en claro que no se sabe qué país es el autor del bombardeo. Hay 11 comentarios por ahora. Básicamente:

  • Para mí que son los rusos.
  • Daesh usa a la gente de escudo humano (y alguien le responde: como los palestinos).
  • ¿Qué tan fidedigna es la fuente, eh?
  • Y bueno, si eso hace que los islamistas se vayan.

Un solo comentario dice que es una respuesta inapropiada de los Rafale franceses (lo que tampoco se sabe, en realidad).

Hoy 20minutes publicó otro artículo breve, por lejos más tendencioso que el del Figaro, y eso es mucho decir:

  • Redactado en condicional, puede interpretarse como algo que sucedió o no, cuando hay suficientes fotos que podrían ser corroboradas.
  • Afirma que Daesh se esconde entre la población.

Imaginemos por un segundo a un policía explicándole al juez que mató al rehén y al delincuente a balazos porque “el delincuente lo usaba de escudo humano”. Los 7 comentarios son similares a los del artículo de Le Figaro. Uno de ellos dice textualmente:

En 44, il a fallu bombarder la Normandie… Des victimes civiles, il y en a eu…. C’est malheureux mais c’est ainsi.” (En el 44 hubo que bombardear la Normandía. Hubo víctimas civiles. Es triste pero es así.)

De los otros medios de prensa no se puede esperar demasiado. De Le Monde, que en pocos años pasó de ser un periódico de referencia a un pasquín con buena fama, tampoco: han preferido ignorar la noticia.

No descubro nada, por supuesto: la guerra y la propaganda han ido siempre de la mano.

Eso sí, la idea hoy es tapizar las ciudades francesas con la bandera nacional para mostrar nuestra fraternidad, nuestros valores morales, nuestra condición de país de los derechos humanos.