Emmanuel Macron, la gran cortina de humo

Emmanuel Macron

“Los empleados deben poder trabajar más sin que se les pague más.”
Emmanuel Macron, Foro de Davos, enero de 2016

Quince años en Francia y jamás había visto este nivel de propaganda y autoritarismo latente, esta terrible amenaza a libertades elementales mientras una mayoría hipnotizada aplaude satisfecha, eufórica, en trance. Ni siquiera en la época de Sarkozy, la peor que nos tocó vivir.

Y sin embargo a nadie debería extrañarle de Emmanuel Macron, un oportunista liberal que declaró –mucho antes de ser electo– que pensaba ejercer una presidencia jupiteriana, consciente de que el “populacho” que tanto desprecia no iba siquiera a tomarse el trabajo de ir a la Wikipedia para enterarse de las andanzas de Júpiter.

En un mes de presidencia hemos visto hasta qué punto su pretendida “renovación” no es más que un refrito de políticos tránsfugas y esa ambigüedad llamada “sociedad civil” propuesta para la diputación, en la que el 87% son ejecutivos, empresarios y profesionales independientes, y donde no hay un solo obrero.

Pero eso no es lo peor, después de todo Macron viene de ese mundo y nunca lo ha negado. Lo peor es que en un mes Continue reading

Akasha (editorial Sportula)

akasha-tapa¿Qué sucedería si se pudieran conservar los impulsos eléctricos cerebrales para revivir eventos propios y ajenos?

En Akasha, thriller cyberpunk publicado hoy por Sportula, exploro una sociedad donde esto es posible. ¿Quién no deseó alguna vez poder conservar un instante por siempre? Tacto, visión, oído, temperatura, equilibrio, dolor, olfato y gusto son grabados y reproducidos por mnemos, dispositivos que permiten volver a sentir una vivencia. Frente a la estricta regulación que impone el Estado, surge un mercado negro de mnemos con experiencias extremas grabadas.

Continue reading

Juegos de gallinas, lobos e indígenas

zmo2dd

Semanas atrás, en una playa perdida del suroeste francés, mi hijo y yo buscábamos cualquier excusa para sobrellevar el fin de las vacaciones. Toboganes, moluscos en la orilla, una avioneta acuatizando en la tarde, cotidianas que a su edad significan un descubrimiento mayor, y de pronto, en un pastizal lindante, nos topamos con decenas de niños en plena actividad recreativa.

Los animadores habían separado a los niños en tres grupos que formaban un triángulo generoso. En el centro, a los gritos, una animadora aguijoneaba a cada equipo.

–¡Equipo de las gallinaaaaas! ¿¡Están listoooos!?

Continue reading

Burkinis y feminismos

image

Puede ser la edad, el fin del verano o esta botella de pinot noir vacía, pero a las prohibiciones del burkini le ha seguido una gran tristeza. Tal vez porque son una-muestra-más de lo que respiramos hoy en Francia, o porque pienso en el futuro de mis hijos, o porque otra vez feminismo y laicidad son los nombres que se le pone a algo que de noble tiene poco.

Entre quienes gritan que en nombre de la libertad el burkini es una opción vestimentaria que no puede ser prohibida y quienes gritan igualmente que es una forma de esclavitud que —también en nombre de la libertad— debe ser prohibida yo me digo lo que decía mi abuelo gallego: pueda ser. A quien lo corregía diciéndole que se debe decir puede ser, él sonreía y respondía invariablemente: pueda ser. Porque llega un momento en que estas dos visiones incompatibles de la libertad —que corresponden a las nociones de libertad negativa y positiva— se vuelven recurrentes, tediosas, eternas. Continue reading

Hebe Uhart y Siberia blues, de Néstor Sánchez

Un amigo escritor me envió hace un tiempo esta apreciación de Hebe Uhart:

“No debemos engolosinarnos con las palabras, ni con los adjetivos redundantes, ni con las frases importantes. Al escribir no hay que quedarse en un concepto, hay que quedarse a unos pasos del concepto, un poco antes, sin llegar a él. Hay que darse tiempo y no cerrar. Ahí, en ese lugar antes del concepto, está la literatura, lo que nos hace ver, lo que abre ventanas. Ahí y no en la frase conclusa, inteligente, pedante. Hay que desconfiar de las frases hechas, de los lugares comunes y de los conceptos terminados.”

Desde entonces cada tanto recuerdo la apreciación de Uhart y pienso en este fragmento de la novela Siberia blues, de Néstor Sánchez: Continue reading